amor
,

La transformación de las creencias de grandiosidad 69

Si tu vida está limitada por las creencias de expectativas elevadas que aprendiste en tu infancia (puedes aprender sobre estas en los anteriores posts), puedes ayudarte a transformarlas y liberarte de ellas siguiendo los siguientes pasos:

1 Haz una lista de las ventajas y las desventajas de no aceptar límites.

2 Enfréntate a las excusas que utilizas para evitar la aceptación de los límites.

3 Haz una lista de las diferentes formas en que tu problema de límites se manifiesta en tu vida.

4 Haz una tarjeta recordatorio.

5 Pide la opinión de los demás a medida que intentas cambiar.

6 Intenta empatizar con las personas que te rodean.

7 Si estas compensando entiende cuales son tus creencias centrales subyacentes. Sigue las técnicas para el cambio de cada una.

8 Para problemas de autodisciplina haz una lista de tareas según los niveles de aburrimiento y frustración. Trabaja gradualmente para ir consiguiendo cumplir cada punto de la lista.

9 Para controlar tus emociones, desarrolla la técnica de tiempo muerto.

10 Para la dependencia, haz una lista de tareas graduadas según el nivel de dificultad. Empieza a hacer lo que permites que las otras personas hagan por ti. Demuéstrate a ti mismo que eres competente.

 

1 Haz una lista de las ventajas y las desventajas de no aceptar límites

Esta lista sirve para motivarte para el cambio.

Desventajas:

  • ¿Estas causando dolor a los demás?
  • ¿Amigos y familia se alejan de ti?
  • ¿Te han despedido o no te han promocionado?
  • ¿No estas consiguiendo tus objetivos por tu impulsividad?

Haz sesiones de imaginación de distintas situaciones en las que se manifiestan las desventajas. Esto te servirá para sentir las consecuencias de un modo más real.

Intenta comprender el precio de tus creencias grandiosidad antes de que ocurran las consecuencias negativas.

Entre el impulso y la acción inserta el pensamiento.

 

2 Enfréntate a las excusas que utilizas para evitar la aceptación de los límites

Haz una lista de tus excusas.

Cuestiona cada una de tus excusas. Cuestiona los pensamientos que mantienen tus creencias grandiosidad.
¿Por qué es una racionalización que no es válida?

 

3 Haz una lista de las diferentes formas en que tu problema de límites se manifiesta en tu vida

Considera varias áreas de la vida: en casa, con tu familia, en el trabajo, en el coche, en restaurantes, en los hoteles, con tus amigos.

Compara tus expectativas con la norma social. El principio básico que hay detrás de la norma social es la reciprocidad: haz a los demás los que te gustaría que te hicieran a ti.

Ejemplo:

Área de la vida: elegir un restaurante con mi pareja.

Mis expectativas y creencias de grandiosidad: Tengo derecho a hacer todo lo posible para manipular a mi pareja y conseguir ir al restaurante que yo quiero.

Norma social: Reciprocidad. Encontrar un restaurante que nos guste a los dos.

Consecuencias negativas de hacerlo a mi manera: Mi pareja no querrá salir tanto conmigo, estará enfadado conmigo toda la noche.

 

4 Haz una tarjeta recordatorio. Esta ayudará a que haya pensamiento entre tu impulso y tu acción.

Las tarjetas recordatorio son una manera de cuestionar las inercias emocionales asociadas a las creencias.
Cuanto más cuestionemos nuestra inercia emocional, mas dejaremos de guiarnos ciegamente por ella, y más espacio interno tendremos para reaccionar ante la realidad y no ante nuestras creencias de la realidad.
Si utilizas las tarjetas recordatorio cada vez que las creencias se activen estas se debilitaran.

Cómo escribir la tarjeta recordatorio:

1 Conéctate con las necesidades de las personas de tu alrededor. Intenta entender cómo se sienten ellas. Empatiza.

2 Dirígete hacía la reciprocidad y la justicia como principios para guiar tus acciones cuando estás con los demás.

3 Pregúntate si tus necesidades inmediatas son suficientemente importantes para arriesgarse a las consecuencias negativas ( pej, quedarte sin amigos, perder el trabajo)

4 Aprende a ver la frustración como un sentimiento que sirve para mejorar una serie de objetivos. Quién algo quiere, algo le cuesta.

Ejemplo de tarjeta recordatorio:

Estoy pensando en como irme a la cama con esta mujer. Pero si le hago esto, haré daño a mi pareja. No me gustaría que mi pareja se acostará con otro, por lo tanto yo tampoco lo debería hacer. Acostarme con esta mujer no es tan importante como estar bien con mi pareja. Quiero estar bien con mi pareja.

 

5 Pide la opinión de los demás a medida que intentas cambiar

Esto te permitirá ver con más claridad tus avances y también te ayudará a entender las expectativas sociales de conducta.

¿Cuáles son las reglas que habitualmente siguen las personas?.

Investiga estas cuestiones.

 

6 Intenta empatizar con las personas que te rodean

La personas con creencias de grandiosidad son inconscientes de cómo su actitud afecta a los demás, porque están completamente centrados en sí mismos.

Usa el ejercicio del espejo para aprender a empatizar mediante la escucha activa.

1.Reflejas lo que oyes sobre lo que la otra persona te explica.

2.Dices de qué forma la otra persona parece sentirse.
Ej, Dices que te doy demasiadas órdenes en casa, y te sientes furiosa.

 

7 Si estas compensando, entiende cuales son tus creencias centrales subyacentes. Sigue las técnicas para el cambio de cada una.

Ponte en contacto con tu vulnerabilidad.
Encuentra formas apropiadas de satisfacer tus necesidades y a la vez respetar los derechos y las necesidades de los demás.
No tienes porque ser exigente, controlador o especial para satisfacer tus necesidades.
Renuncia a tus compensaciones, se directo.
Empieza a dar atención a tus relaciones personales. Aprende a pedir lo que quieres sin exigir.

 

8 Para problemas de autodisciplina haz una lista de tareas según los niveles de aburrimiento, frustración. Trabaja gradualmente para ir consiguiendo cumplir cada punto de la lista

Esta es una forma de aprender autodisciplina, que decidas las tareas por ti mismo y te fuerces a hacerlas.

 

9 Para controlar tus emociones, desarrolla la técnica de tiempo muerto.

Es muy útil para controlar los sentimientos de enfado y rabia.
Cuando estés a punto de perder el control, discúlpate y sal de la situación. Dile a la otra persona algo como: lo siento pero necesito estar solo y pensar un momento, terminemos la conversación dentro de unos minutos.

Esta técnica te ayudara a parar y salir de la situación antes de vomitar tus sentimientos. Una vez que hayas recuperado el control, puedes tomar una decisión racional sobre si expresas y como expresas ese enfado.

 

10 Si eres dependiente, haz una lista de tareas graduadas según el nivel de dificultad. Empieza a hacer lo que quieres que las otras personas hagan por ti. Demuéstrate que eres competente.

Haz una lista de ventajas y desventajas de manipular a las personas de tu entorno para que cuiden de ti.
¿Como afecta esto la consideración que tienes de ti mismo?, ¿Cómo afecta esto a la vida de las personas que te rodean?
Consigue que las personas cercanas a ti, dejen de hacerte las cosas de forma progresiva.
Trabaja con la lista de tareas y sube lentamente de nivel de dificultad. Esto ayudará a construir tu sentido de competencia.

 

En el próximo post te daremos una guía para ayudar a otra persona a superar la grandiosidad como sistema de creencias.